Cómo ser un Ganador en tu Curso de Buceo Técnico

By Jessy Thompson

Mientras leía un post sobre técnicas de “valve drill”, recordé mi camino hacia el buceo técnico. Pensé en los grandes instructores que conocí y con los que trabajé a lo largo del camino. Aprendí y sigo aprendiendo, tanto de ellos como de otros buceadores técnicos con los que tengo el privilegio de bucear.

También pensé en lo único que mi Instructor Trainer de TDI me dijo que realmente me tomé en serio. Al finalizar mi curso de Instructor de Procedimientos de Descompresión, me dio una idea final. Él dijo: “Realmente me gustó trabajar contigo. Fue agradable tener un estudiante que no vino con unas ideas preconcebidas. Espero que encuentres maneras de ayudar a tus estudiantes a desarrollar la actitud de que los mejores buceadores son los que aún tienen mucho que aprender “.

Sé que la cita anterior puede parecer un cliché, pero me pareció extraño que me remarcara que estaba” dispuesto a aprender “. ¿No están todos los estudiantes dispuestos a aprender? Lamentablemente, no siempre.

Más a menudo de lo que me gustaría, me encuentro con estudiantes que saben lo suficiente sobre el buceo técnico para ser peligrosos. Ahora que quede claro, esta publicación no pretende en modo alguno desprestigiar a los estudiantes. Todo lo contrario, es para señalar que la forma en que abordamos la formación del buceo técnico tiene un impacto directo en la calidad del curso y en los resultados de la formación.

Aquí hay una lista de los tres pasos que utilizo para asegurarme de aprovechar al máximo mi formación. He desarrollado el acrónimo WIN. Lo que representa:

  • Voluntad
  • Investigar
  • Nunca dejar de aprender

Voluntad

Debes estar dispuesto a abordar el entrenamiento de buceadores técnicos con modestia y humildad. La mayoría de los buceadores que se aventuran en el mundo del buceo técnico suelen tener una cantidad significativa (aunque relativa) de experiencia en el buceo. A veces sobrestiman sus conocimientos y habilidades. Hacer esto puede evitar que tengan una mente abierta hacia mejores formas de hacer las cosas.

Por ejemplo, una de las primeras preguntas que les hago a los estudiantes es: “¿Qué no sabes sobre el buceo técnico?” La respuesta obvia, “No lo sé”. No podemos saber lo que no sabemos.

Cuando abordo una clase con esto en mente, estoy más dispuesto a prestar atención a los conocimientos, consejos y métodos del instructor. Hacer esto me ayuda a evitar que solo “dedique el tiempo” a obtener la certificación, sin realizar cambios reales, adaptaciones o modificaciones para mejorar mis propias prácticas.

Quizás el ejemplo personal más importante que puedo daros sobre esto es cómo ha cambiado la configuración de los latiguillos de mi bibotella en comparación con la forma en que se configuraron por primera vez. Estoy seguro de que muchos de vosotros podéis contar algo parecido.

Como otro ejemplo, construí un “save-a-dive” kit razonablemente impresionante después de aplicar algunas técnicas minimalistas muy acertadas de mi Instructor de Nitrox Avanzado TDI.

Esta publicación no trata sobre qué métodos creo que son los mejores. Es más bien para argumentar que cuando nosotros, como estudiantes de buceo técnico, encaramos la formación con la voluntad de aprender algo nuevo o algo que ni siquiera sabíamos que no sabíamos:

  • Tus métodos de buceo mejoran.
  • Tus actitudes se vuelven contagiosas.
  • Tu enfoque se vuelve más seguro.

Investigar

He sido profesor de secundaria durante trece años e instructor de buceo durante cuatro años. Durante este tiempo, la cualidad que he encontrado más valiosa de un estudiante es la capacidad natural y la inclinación para investigar.

Los mejores estudiantes son aquellos que están dispuestos a hacer preguntas y participar en discusiones en el aula y en el terreno. También poseen la capacidad de abordar escenarios con una “actitud de investigador”. Buscan pruebas que respalden las afirmaciones y buscan entender el cómo y el por qué de lo que sucede.

En el buceo técnico, esto significa pasar tiempo después de cada inmersión para investigar qué salió bien y qué no. También significa observar qué técnicas (en todas las etapas de la inmersión) deben mejorarse, modificarse, ajustarse o ejecutarse de manera similar.

Entiendo que cada inmersión es una inmersión de entrenamiento y una oportunidad para mejorar. Antes de una inmersión, mi equipo y yo investigamos los matices y los detalles del sitio, las condiciones, el equipo, las configuraciones y los objetivos. Esta no es una lista exhaustiva, sino más bien una idea de algunas de las consideraciones que tenemos en cuenta.

Durante la inmersión, investigamos:

  • Lo que está sucediendo en el sitio.
  • Cómo funcionan los equipos y los miembros del equipo.
  • Qué parte del plan se está ejecutando y en qué grado de éxito.

Después de la inmersión, investigamos cómo cada miembro del equipo ejecutó el objetivo. Exploramos cómo podemos ser más uniformes, más aerodinámicos y, en última instancia, aumentar la seguridad en la próxima inmersión.

Animo a los estudiantes a aborden la clase de la misma manera. Deben investigar en cada etapa del proceso. De esta manera, es más probable que los estudiantes comprendan que todos, incluso los mejores instructores de buceo, tienen más que aprender. Ahí es donde es más probable que se desarrolle e incorpore una mentalidad de crecimiento.

Nunca dejar de aprender

Finalmente, para poder aprovechar al máximo cualquier entrenamiento de buceador técnico, debemos entender que, como estudiantes, instructores, buceadores y personas, la vida es mejor cuando nunca dejamos de aprender. Incluso como instructor, enfoco mis clases no solo como una oportunidad para dar la bienvenida a los buceadores en la comunidad técnica, sino también como una oportunidad para aprender por mí mismo.

Mis alumnos siempre me están enseñando algo, por ejemplo analizando una experiencia de buceo a través de lo que ahora sabemos como resultado. También puedo observar técnicas utilizadas por otros instructores. Siempre quiero que los estudiantes tengan claro: “Sí. Soy tu instructor, ¡pero también estoy emocionado por ver lo que tú me podrás enseñar! ”

Cuando mis alumnos ven este tipo de entusiasmo por el aprendizaje, es más probable que acepten mi enfoque. Del mismo modo, cuando trabajo con instructores con un equilibrio perfecto de conocimiento, confianza y humildad, es mucho más probable que me aferre a cada palabra y acción.

Así que, si eres:

  • Alguien contemplando entrar en el mundo del buceo técnico.
  • Un estudiante que está leyendo esto y espera con impaciencia el inicio de su primer curso de buceo técnico.
  • Un buceador experimentado preparándose para el siguiente nivel de formación.

Reconocer a los mejores buceadores, y yo diría que lo mejor de todo, son personas que aprenden toda la vida y son estudiantes de la materia. Tu experiencia de entrenamiento será infinitamente más significativa, beneficiosa y placentera si entras en el agua con la actitud de que estás preparado para no dejar de aprender nunca.

Hacerlo puede parecer de sentido común o hablar de temas que muchos de nosotros ya sabemos o hemos escuchado. Desafortunadamente, es muy fácil comenzar una clase o sesión de entrenamiento con la sensación de que sabes lo que vamos a aprender, así que, ¿para qué? “Tengo más de 500 inmersiones y mi instructor quiere hablar sobre la flotabilidad?” “He buceado con bibotella durante años. ¿Por qué estamos repasando configuraciones?

El peligro más importante al que se enfrentan los buceadores es la complacencia. Si evitas el “Sí, lo sé” y enfocas el entrenamiento con:

  • La voluntad de mejorar.
  • Una actitud investigadora.
  • La intención de no dejar de aprender nunca.

Te convertirás en mejor buceador, mejor compañero de equipo y mejor persona. ¡De esta manera los buceadores, instructores y estudiantes salen todos GANANDO!

Related Blog Articles

Decompression Theory-Bubble Counter
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*